Mientras lucha por no pagar el sobrecoste, el Ayuntamiento trata de trasladar la sede judicial fuera de Can Saura. | Josep Bagur Gomila

3

La corporación de Ciutadella en pleno acordó anteayer por unanimidad reiterar su petición al Govern para que asuma en su integridad el sobrecoste del 9,74 por ciento de las obras de rehabilitación de Can Saura que, en cumplimiento de una reciente sentencia judicial, el Ayuntamiento deberá abonar ahora a la unión temporal de empresas que ejecutó la obra.

La propuesta del gobierno tripartito también secundada por la oposición dará, además, traslado al Govern del convenio que se formalice para pactar el pago plurianual de los 276.613 euros más intereses (340.000 euros) que comporta el sobrecoste. Y que el Consistorio deberá adelantar, pese a que la dirección facultativa de las obras la ostentó la Dirección General de Arquitectura de la Conselleria de Obras Públicas y el Ayuntamiento no llegó siquiera a aprobar la certificación definitiva.

La mitad del excedente, 177.000 euros, ha sido incluido en el presupuesto municipal de 2016, que en la misma sesión aprobó el pleno. Pese a ello, PSM, PSOE y Gent x Ciutadella rechazaron enmendar las cuentas, tal como les proponían PP y UPCM, y se abstuvieron ante la propuesta de la oposición, que pretendía evitar que se repercutieran los 177.000 euros sobre el bolsillo de los ciutadellencs.

[Lea la noticia completa en la edición impresa o en Kiosko y Más o My News]

Lea la noticia completa en la edición impresa del 21 de noviembre en Kiosko y Más