Previous Next
34

Don Felipe de Borbón aguarda la llamada de la Fundación Hesperia y la Fundació per a Persones amb Discapacitat de Menorca para desplazarse a Ciutadella y participar en la inauguración de la Farmacia Llabrés. «La verdad es que las obras se han demorado, pero ya se sabe que en estos edificios antiguos siempre surgen problemas que no se habían detectado previamente», manifestó el Rey tras examinar con atención el tercer dossier «L’antiga Farmacia Llabrès» que ayer tarde le entregó Andreu Hernández, gerente de la fundación, en la recepción celebrada en el Palau de l’Almudaina de Palma.

Don Felipe, que ha seguido con interés y atención el proceso de rehabilitación del edificio situado en Ses Voltes de Ciutadella que acoge la antigua farmacia regentada por Catalina Llabrés, expresó su satisfacción al observar las fotografías sobre el estado actual del interior del inmueble, donde se aprecia el extraordinario trabajo llevado a cabo.

Los Reyes de España y la reina emérita, Doña Sofía, conversaron con la amplia representación de las instituciones y de la sociedad civil menorquina que participó en este anual encuentro. La presidena del Consell insular, Susana Mora, acompañada por su esposo, Quique Calero, encabezó la embajada de Menorca. Acudieron el alcalde de Maó, Héctor Pons; y la alcaldesa en funciones de Ciutadella, Noemí Camps, con su marido, Josep Pons Mascaró. También se encontraban presentes la senadora Carme García Querol y el diputado Pau Morlà; el diputado del Parlament Juan Manuel Lafuente con su esposa, Sandra Pons; y la consellera y presidenta del PP-Menorca, Misericordia Sugrañes, con su marido Santiago Pons-Quintana, así como Juan Carlos Fernández de Salort, presidente de la Asociación de la Fabricantes de Calzado de Menorca, y su esposa, Magda-Pons Quintana, a quien Don Felipe felicitó la reciente concesión de la Medalla de Oro concedida por las cámaras de comercio de España.

El barítono Joan Pons y su esposa, Niní Moll, también participaron en la recepción. Don Felipe y Doña Letizia, así como la reina emérita Doña Sofía, se mostraron muy cariñosos con el cantante lírico menorquín, cuya carrera profesional conocen y han seguido con atención. Los Reyes se interesaron por la participación de Joan Pons como jurado en varios certámenes internacionales de bel canto celebrados fuera de España.

Entidades y asociaciones

El tejido asociativo menorquín representado por el presidente de la Federació de PIME-Menorca, Justo Saura, a quien acompañaba su esposa, Margarita Seguí Pons; el presidente de la Asociación Hotelera de Menorca, Luis Pablo Casals, con su esposa Mavi Manzano; el presidente de la Cámara de Comercio de Menorca, Rubén Adrián Pastor, con su esposa, Noemí Moreno Sastre; y el presidente del Consejo Regulador del Queso Mahón-Menorca, Bosco Triay, que acudió con su esposa, Sandra Moll Sales; y Miguel Angel Sicilia, delegado del Colegio de Aparejadores en Menorca, que asistió con su esposa, Tania Benavent.

También acudieron el conseller de Movilidad y Vivienda del Govern, Marc Pons; el expresidente del Consell y expresidente del Parlament, Joan Huguet; el general Luis Alejandre, presidente de la Fundación Hospital Isla del Rey; y Joan Rosselló Villalonga, profesor de Economía Pública de la UIB, que ejerce hoy como Síndic Major de la Sindicatura de Comptes de Balears.

Otros menorquines que asistieron fueron Luis de Olivar O’Neill, vicepresidente de la Cooperativa Insular Ganadera (Coinga), que se desplazó a Palma con su esposa, Bárbara Rosillo Fairén; el barón de Lluriach, José María de Olivar Ordis; y María Rosa Caules Seguí, alumna del Institut de Secundària Josep Maria Quadrado de Ciutadella, que ha obtenido la mejor nota de Selectividad de Menorca. Acudió acompañada por su madre, Juana Seguí Astorga.

En el transcurso de las conversaciones que Don Felipe mantuvo con los menorquines presentes en esta recepción real el alcalde de Maó, Héctor Pons, y el presidente de la Fundación Hospital de la Isla del Rey, el general Luis Alejandre, le informaron con detalle sobre el proyecto y la importante inversión que Iwan y Manuela Wirth llevan a cabo en el edificio Lángara de la Illa del Rei para el montaje y puesta en marcha de una galería adscrita al prestigio grupo Hauser & Wirth.

Doña Letizia se interesó por el proceso de diseño, manufactura y exportación del calzado que lleva a cabo la fábrica Pons Quintana desde Alaior. La Reina se refirió a «la singularidad de la insularidad» y elogió la calidad y buen acabado de la industria del zapato creado en Menorca.