Més per Menorca ha pedido este miércoles medidas para frenar la masificación marítima, especialmente en las infraestructuras portuarias de Menorca que, según han dicho, sufren una «grave» saturación náutica.

Los menorquinistas han anunciado que presentarán una propuesta en el pleno del Parlament del próximo martes solicitando que el nuevo Plan General de Puertos, actualmente en tramitación, tenga en cuenta la capacidad de carga náutica de cada isla de cara a nuevas actuaciones.

En esta línea, han criticado que el plan prevé toda una serie de infraestructuras que tienen como consecuencia el aumento del número de naves en el mar. El diputado de Més per Menorca Josep Castells ha explicado que en el 2010 se hizo una fotografía aérea que permitió el recuento del número de embarcaciones presentes en el litoral menorquín. «En aquel momento, hace once años, ya había diez barcos más de los que puede asumir Menorca, según el estudio hecho en 2020 por el Govern», ha denunciado.

«Es el momento de acciones contundentes para luchar contra la emergencia climática y a favor de la sostenibilidad ambiental y así como trabajamos para evitar la masificación en tierra, no podemos olvidar la importancia del mar para nuestras islas», ha remarcado.

Por este motivo, Més per Menorca también solicita que el plan se modifique para que actividades como el esquí náutico queden reguladas, de manera que se tengan en cuenta los inconvenientes que generan en cuanto a afectación del fondo marino. En la misma línea, los menorquinistas proponen que las embarcaciones tradicionales como los veleros tengan prioridad sobre las eléctricas y, estas últimas, sobre el resto de embarcaciones a la hora de ocupar los puntos de amarre libres.

Por otro lado, Castells ha apuntado que el nuevo Plan General de Puertos incluye elementos nocivos sobre zonas con un importante valor ecológico. En este punto, ha indicado que el caso más «preocupante» es la ampliación del puerto de Addaia que, según ha manifestado, «se trata de una área muy protegida a nivel terrestre, y como bahía de agua poco profunda, conserva múltiples tesoros naturales, y es de gran importancia para las aves».

La proposición no de ley de los menorquinistas también incluye un punto para pedir la paralización «de manera inmediata» de la segunda fase de las obras del puerto de Fornells y el posterior replanteamiento del proyecto.

La petición de Més per Menorca, que siempre se ha mostrado contrario a estas obras, coincide con la convocatoria por parte de L'Entesa y el PP de Es Mercadal de una manifestación que tendrá lugar el 9 de abril para, entre otras reivindicaciones, poner de manifiesto que la nueva construcción sobre Es Pla y pedir al Govern que el futuro de la zona sea consensuado con la Junta Local de Fornells y el Ayuntamiento.