Ian Warren, Andrew Manners, Steve Fox, John Mahon,Sue Manners y Bev Mattinson, el sábado junto a la lancha restaurada.

3

El domingo 23 de julio de 1972 se celebró la primera y única edición de una carrera de lanchas que, en cuatro etapas, completó en un mismo día la vuelta a la Isla. Tomaron parte en la prueba 35 embarcaciones. Algunos, no muchos, de los participantes en la que se denominóPrimera Vuelta a la Isla de Motonáutica todavía viven en Menorca, y aprovecharon el 50 aniversario de tan original evento para reunirse el sábado en un restaurante de Maó y así rememorarlo con emotividad.

De aquellas 35 lanchas, solo una se conserva, según explican los promotores del reencuentro. Con ella participó en la prueba Carl Burmeister. Su hijo Carlos la regaló a Steve Fox, otro de los corredores que compitió en una embarcación idéntica, un modelo de 1969. Solo se diferenciaban por su color.Steve, con la ayuda de otro participante, han restaurado la lancha y un motor en su totalidad. En el encuentro del sábado esta recuperada barca estuvo también presente.

Un momento de la prueba pionera que generó gran expectación.
Un momento de la prueba pionera que generó gran expectación.

Los asistentes al encuentro comentan que en los años sesenta y setenta las carreras de lanchas en los puertos de la Isla eran habituales y bastante populares. La cita del 23 de julio de 1972 fue impulsada por Chris Collman, entonces propietario de una empresa náutica del puerto de Maó. Recuerdan la emoción y el buen ambiente de la carrera, en la que tomaron parte lanchas con motores que oscilaban entre los 35 y los 115 caballos de potencia, por lo que los competidores se distribuyeron en cuatro clases. Solo una embarcación no pudo completar las cuatro etapas: Maó-Fornells, Fornells-Ciutadella, Ciutadella-Binibèquer y la última hasta Maó.

La prueba tuvo eco en «Es Diari», con una crónica en la que se calificaba el evento como de «auténtico éxito», se daba cuenta de la buena meteorología reinante y se auguraba su continuidad en el futuro. Los ganadores en cada una de las cuatro clases celebradas fueron Gabriel Vivó Saura, Dave Trim, Laurence Belcher y Bev Mattinson, una de las personas que el sábado pudo acudir al reencuentro celebrado con motivo del 50 aniversario de la carrera. Sue Terry se llevó el premio «para señoras» y J. Hall el denominado «premio especial».