La presidenta del Consell, Susana Mora, defendió ayer, en el acto institucional de la fiesta de Sant Antoni, la política como «único instrumento legítimo para avanzar hacia la prosperidad» y propugnó la recuperación del «valor de la confianza como instrumento para construir una sociedad mejor para nuestras hijas e hijos». Una tarea que Mora pidió llevar a cabo «piedra a piedra, con la consistencia de la pared seca».

La presidenta de la primera institución política insular reclamó nuevas oportunidades para que Menorca sea la patria del conocimiento, «para que ningún joven deba marchar para encontrar trabajo en otro lugar por falta de oportunidades, por un exceso de capacidad, porque no podemos perder lo mejor de nuestro futuro».

Efectivamente, como indicó Mora Humbert, necesitamos un buen Régimen Especial, una conectividad suficiente con unas tarifas ajustadas y evitar otro gran apagón como el registrado a finales de octubre. Todos estos objetivos se conseguirán con una Menorca que aplique la política como instrumento de reivindicación potente ante los gobiernos autonómico y central. Superar las discrepancias para conseguir la Menorca de todos.