Alexia en el programa de este lunes. | RTVE

0

Este lunes se estrenó en La 1 la novena edición de MasterChef Junior con doce nuevos concursantes. Aunque este año no hay ningún representante de Baleares, los aspirantes a chef conquistaron a la audiencia con sus presentaciones. Eso sí, la historia de Alexia emocionó especialmente al público. La más pequeña de la edición explicó que quería ser médico «para que los niños no se queden sin padre. Mi padre falleció cuando yo tenía cuatro años».

La murciana, de 8 años, señaló que su padre fue quien le enseñó a cocinar y que por este motivo se presentaba al programa: «Como fue la primera persona que me enseñó a cocinar pues quiero que MasterChef sea un homenaje para él. Lo quiero mucho y lo echo mucho de menos, pero aún lo tengo aquí (corazón)». La pequeña, además, lleva unos pendientes en forma de estrella como amuleto que le recuerdan a su padre, «su ángel». Alexia también aseguró que es muy buena estudiante: «Me divierte mucho estudiar. Yo quiero ser médica de mayor, y como tengo muchos maletines en mi casa, juego a los médicos».

Otra de las aspirantes que sorprendió a los espectadores fue Carla, que fue comparada con Miquel Montoro por su amor a los animales y el campo. La de Ciudad Real indicó que le encantaba pasar tiempo con su abuelo y sobre todo ir en tractor con él. Uno de los momentos más esperados de la noche fue la visita de Juanma Castaño y Miki Nadal, ganadores de la última edición de MasterChef Celebrity. Ambos trabajaron mano a mano con los minichefs y demostraron el niño que llevan en su interior. «Los niños ya nos humillaron una vez en el Puerto de Santa María», bromeó el periodista deportivo.