Los 'coaches' de 'La Voz' visitaron 'El Hormiguero'.

17

Se canta en verbenas y fiestas populares, tras una noche de copas o en el cumpleaños de la abuela. Desde que la serie española 'La Casa de Papel' popularizase el Bella Ciao, pocas personas no han tarareado en alguna ocasión su melodía y han canturreado su letra, aunque se desconozca el significado. Esta popular canción italiana fue adoptada como himno de resistencia antifascista por los partisanos italianos, que luchaban contra las fuerzas alemanas nazis que ocupaban Italia. Aunque con el tiempo haya perdido parte de su carga política, la cantinela todavía da de qué hablar. El pasado lunes visitaron 'El Hormiguero' los coaches de 'La Voz', Luis Fonsi, Pablo López, Antonio Orozco y Laura Pausini; está última se metió en un jardín al negarse a cantar la canción.

Tras la entrevista de Pablo Motos, los invitados debían jugar a 'Fulgor', que consiste en cantar una canción a partir de palabras propuestas por Trancas y Barrancas. En un momento dado, Motos se lanzó a cantar el Bella Ciao, y al él se unieron todos los presentes excepto Pausini, que se negó a entonarla «es una canción muy política, yo no quiero cantar canciones políticas», dijo la italiana. Las redes sociales no tardaron en criticar su negativa. Entre los usuarios que reprendieron a la artista se encontraba la exvicesecretaria general del PSOE Adriana Lastra: «Negarse a cantar una canción antifascista dice mucho de la señora Pausini, y nada positivo», escribió en su cuenta de Twitter.

Ante el aluvión de comentarios negativos, antes de perder el control de la situación, Pausini se pronunció con celeridad. «No canto canciones políticas ni de derecha y ni de izquierda. Lo que pienso de la vida lo canto desde hace 30 años. Que el fascismo sea una vergüenza absoluta me parece obvio para todos. No quiero que nadie me use para propaganda política. No se inventen lo que no soy», declaró la italiana en su cuenta de Twitter.