Anterior comparecencia del portavoz de ERC en Barcelona, Ernest Maragall, para denunciar una operación para evitar que él asumiera la alcaldía. | Efe

0

El director general de la Policía, Francisco Pardo, ha asegurado este martes que la Policía Nacional no usa el programa de espionaje Pegasus «porque no lo tiene» y que este Cuerpo no se dedica a perseguir ideas políticas. Así ha contestado en la Comisión de Interior del Senado a preguntas de los representantes de Junts per Catalunya (JxCat) Josep Lluis Cleries y de ERC Xabier Castellana, que ha denunciado el uso de instituciones del Estado para reprimir a ciudadanos vulnerando derechos y se ha referido a «66 casos» de independentistas espiados con Pegasus, de los cuales «al parecer solo 16 contaban con autorización judicial».

«La Policía Nacional es neutral políticamente hablando y trabaja profesionalmente sin interferencias políticas», ha señalado Francisco Pardo, que ha explicado que en sus investigaciones los agentes de este Cuerpo usan el sistema de escuchas telefónicas SITEL pero siempre con autorización judicial. En respuesta a Cleries (JxCat) el director de la Policía ha dicho: «La prueba de que no se persiguen ideas políticas es que usted está sentado en ese escaño». Ha insistido en que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado persiguen delitos y son instrumentos de la democracia y la ley que hay que respetar al máximo porque «son importantísimas para la convivencia al margen de cómo pensamos cada cual».

«Por ello no deberíamos ponerles el sello de instituciones represivas porque no lo son», ha recalcado Pardo, que ha mantenido que la Policía no usa el sistema Pegasus: «Lo que no se tiene no se puede utilizar». Y en contestación a Castellana (ERC) ha negado que haya organizaciones criminales insertas en la estructura del Estado ya que «la Policía Nacional es una institución limpia y democrática y tiene un código deontológico muy potente así como un reglamento que sanciona conductas que se desvían de la ley» Josep Lluis Cleries (JxCat) le ha preguntado también si sigue existiendo la denominada Policía patriótica. Al respecto Francisco Pardo ha manifestado que «lo que hace la Policía es procurar que quienes han cometido delitos estén ante la justicia para que los jueces decidan» y que «lo que la hace grande es que incluso depura en su seno a quienes se alejan de la ley».