Suárez, junto a su entrenador gallego Fernández, de nuevo en las canchas.

0

El ala-pívot de Maó, Álex Suárez, ha comenzado a sumarse a los entrenamientos grupales del Monbus Obradoiro de la Liga Endesa tras recuperarse de su fractura en el dedo anular de la mano izquierda. De hecho, el jugador menorquín ya contó con algunos minutos en la última y dolorosa derrota cosechada por los gallegos en su pabellón frente al Unicaja de Málaga (71-85). Suárez en los minutos de regreso en los que estuvo en pista saliendo del banquillo anotó cuatro puntos.

Suárez ya vuelve a ejercitarse con normalidad en un año marcado personalmente por las lesiones, tras vivir anteriormente una de larga duración también este curso con un importante esguince de tobillo que lo tuvo unos dos meses en el dique seco. Ahora, tras superar la fractura del dedo anular de su mano izquierda que le obligó a pasar por el quirófano a finales de febrero, volvió en el Fontes do Sar. El ala-pívot se lesionó ante Andorra el pasado 12 de febrero.

Debut con 15 años y 11 meses

Al margen, con sólo 15 años y 11 meses, el prometedor base del Unicaja de Málaga,Mario Saint-Supery, se convirtió en el quinto jugador más joven en debutar en la Liga Endesa. Saint-Supery es, además, el debutante ACB más joven de Unicaja.