Imagen virtual. El elevador, segundo que se instalará en el puerto de Maó, tendrá capacidad para transportar a 21 personas en cada viaje entre el parque Rochina y el Claustre del Carme

31

La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Maó aprobó el jueves, en su punto cuarto, «el proyecto de ejecución para la instalación de ascensor panorámico en la Costa de ses Voltes, y consolidación de la unidad de actuación 1 zona 5bis del Plan Director del Acantilado del puerto de Maó», uno de los últimos trámites que quedan en manos del Consistorio antes de que la iniciativa pase a manos de Autoridad Portuaria de Balears, que es el organismo encargado de la licitación de las obras.

Una vez ya se ha aprobado en Junta de Gobierno, el proyecto se someterá ahora a un periodo de exposición pública de treinta días, durante los cuales se pueden presentar alegaciones. Resueltas las posibles alegaciones, el proyecto se dará por aprobado de forma definitiva, con lo que se enviará a Autoridad Portuaria. El órgano gestor del puerto debe luego contratar las obras, puesto que aporta la mayor parte del presupuesto de la actuación, en concreto unos 850.000 euros.

Lea la noticia completa en la edición impresa del 30 de diciembre en Kiosko y Más