El teniente de alcalde Jordi Pons Burillo y el alcalde Francesc Ametller explicando el plan. | Gemma Andreu

1

La reactivación económica llegará cuando vuelva la plena normalidad, pero mejor animarla con actividades e inversión. Esa es la idea que inspira el plan municipal presentado ayer en Es Mercadal por el alcalde Francesc Ametller y su mano derecha en el Ayuntamiento Jordi Pons Burillo.

Uno de los frentes a los que va dirigido es el comercial. Anuncian una línea de 100.000 euros directos de ayudas con financiación compartida por el Govern, el Consell y el Ayuntamiento, aunque la convovocatoria aún habrá de esperar. Antes, se ha organizado un fin de semana de ‘stocks y tapes’, los días 20 y 21 de este mes, una iniciativa en la que participan el 99 por ciento de los comercios, bares y restaurantes de Es Mercadal.

El objetivo es potenciar el consumo y dinamizar la economía puesto que se ha detectado que en las zonas turísticas del municipio hay más personas de las habituales en esta época. La causa de ello, se intuye, es el teletrabajo en segundas residencias.

El comercial es uno de los sectores más damnificados por la crisis, «resulta imprescindible la ayuda», señala el alcalde. Además se repartirá entre los comercios del municipio 9.000 bolsas de papel reciclable. En Fornells, los comerciantes han preferido celebrar el ‘stocks y tapes’ a final de temporada de verano.

Obra en la calle

La reanimación de la construcción es otro de los campos a los que se dirige el plan municipal de reactivación económica. Las expectativas son favorables, dado que hay dos obras importantes a la vista. La primera es la dotación de servicios del solar de la nueva escuela, el proyecto está ahora en exposición pública y en breve será licitada. La otra es la construcción de dos pistas de pádel cubiertas, financiada a través del plan insular de cooperación.

Además, hay varios proyectos de obras menores de adecuación de calles y alumbrado público. Y, sobre todo, una demanda importante de licencias de obra privada, a pesar del momento de crisis. El alcalde asegura que esas licencias lo que necesitan es que salgan cuanto antes, «que haya trabajo en la calle», apunta.

No hay un presupuesto global de inversión para este plan, dado que algunas acciones son de iniciativa privada, otras como la promoción del deporte como sinónimo de salud prevén la edición de un vídeo divulgativo y otras no requieren más que apoyo de logística y difusión.