Rueda de prensa de los consellers del PP de Menorca. | Josep Bagur Gomila

1

Misericordia Sugrañes culpa a ambos partidos de una crisis que no se cree, «no pasa de drama propio de Semana Santa» y reparte la culpa en «un partido tan democrático como Més», dice con ironía, y un «PSOE sumiso ante Mallorca. Esta vez se han pasado de frenada».

Carga especialmente la crítica contra la presidenta Susana Mora, «suya es la irresponsabilidad de haber llegado a este esperpento, es un ridículo lamentable», arguye la presidenta insular del PP. Lo grave, en su opinión, «es que el ridículo lo hace el Consell de Menorca».

En una comparecencia a media mañana de este lunes para valorar el desmarque de Més, Sugrañes se centró en la presidenta, «Mora es una marioneta que agacha la cabeza ante Mallorca, el Consell es una sucursal de Mallorca. ¿No tiene criterio propio para ver lo que el PP le dijo hace un año, que la ley invade competencias estatales, autonómicas y municipales?, reflexiona la portavoz popular en la institución recordando que recomendó enviar el texto a la supervisión del Consell Consultiu.

Sugrañes apela a la transparencia para conocer los informes que han dado al traste con la aprobación del anteproyecto y recuerda que alguno de los aspectos cuestionados por el Ministerio para la Transición Ecológica figuran también en el PTI. También reparte para Més, «lo importante para ellos no es Menorca sino la imposición de su modelo de decrecimiento», asegura.

Adolfo Vilafranca critica la incoherencia del grupo nacionalista, «que critica la injerencia del Govern, pero deja en manos del Parlament toda modificación que venga después», señala.