Juguetes en el aula de una 'escoleta' de Menorca. | Gemma Andreu

4

El último curso de educación infantil, es decir, de dos a tres años, será gratuito a partir del próximo curso escolar 2022/23 en Balears. Esta medida, que anunció el Govern balear el pasado 27 de julio, genera preocupación en los ayuntamientos de Menorca, que no saben si podrán cubrir todos los gastos de mantenimiento de las ‘escoletes’ sin las cuotas que, hasta ahora, debían pagar las familias.

«Es un anuncio muy beneficioso para todas las familias con hijos, pero también es un anuncio difícil de afrontar para los ayuntamientos, que ahora tendremos que asumir los costes de las plazas», asegura el regidor de Educación del Ayuntamiento de Alaior, Tiago Reurer. Añade que es «un anuncio muy genérico que incluye detalles que podrían afectar negativamente a la parte administrativa y económica de los consistorios».

Desde que el Govern balear anunció la gratuidad de las escuelas infantiles, el Consell y los ayuntamientos de Menorca han mantenido reuniones para valorar y abordar esta nueva medida, de la que se podrán beneficiar un total de 5.274 alumnos del conjunto de las Islas. En principio, el Ejecutivo balear informó que pagaría a cada ayuntamiento 36.000 euros por cada aula de dos a tres años, pero este viernes ha anunciado que la partida se ampliará a 45.000.

Noticias relacionadas

«Estamos estudiando el anuncio y valoramos que, desde las administraciones, se invierta en la educación de cero a tres años», explica el regidor de Educación del Ayuntamiento de Maó, Antoni Carrillos, quien también afirma que «estamos muy contentos de que se avance hacia la gratuidad de esta etapa, aunque todavía hay que oficializar la medida y ver cómo la articulamos en Menorca, teniendo el tiempo justo».

A las incertidumbres presupuestarias, se suman las dudas en torno a la posibilidad de que, con la gratuidad de las escuelas infantiles, se dispare la demanda. «Con las solicitudes abiertas a todo el mundo, podría aumentar la demanda y la asistencia en las aulas se vería alterada», explica Tiago Reurer. «Son muchos los puntos que hay que estudiar en un tiempo récord», advierte.

La presidenta del Govern, Francina Armengol, garantizó que la matrícula «a coste cero» para el curso de dos a tres años es una medida «que no tiene marcha atrás» y que se irá «avanzando» para conseguir la educación universal de cero a tres años.