El cielo iluminado despidió Sant Joan hasta 2019 | Josep Bagur Gomila

7

En Ciutadella la fiesta no acaba hasta que el cielo se convierte en un espectáculo multicolor. Y eso es lo que ocurrió la noche de este lunes una vez más en la bahía de la ciudad.

Centenares de personas se desplazaron hasta la zona del Passeig Marítim para disfrutar en primera línea del castillo de fuegos artificiales lanzado desde la Punta Prima de la urbanización de Son Oleo.

Una exhibición que en la línea de los últimos años se prolongó durante un cuarto de hora aproximadamente, pero que en esta ocasión llegó con algunas novedades: los diseñadores del montaje optaron por rebajar la altitud de los lanzamientos para ganar espectacularidad gracias al brillo del mar. El cielo iluminado despidió Sant Joan hasta 2019.