La visita a las terrazas de la Catedral de Palma. | P. BERGAS

El Govern ya ha creado un grupo de estudio para analizar cómo limitar la compra y venta de viviendas a extranjeros en Baleares, como se comprometió en el Parlament el pasado marzo tras aprobar se una moción de Més per Menorca. El objetivo de este equipo es analizar el marco jurídico europeo para encontrar especificidades para las Islas que pudieran servir para delimitar estas operaciones que, junto a otros motivos, están provocando un incremento continuado del precio de las vivienda.

De hecho, Baleares es la comunidad con el precio medio más caro y son alemanes y británicos los principales compradores, ya sean residentes en las Islas o que adquieran una segunda residencia, como avanzó este diario basándose en datos del Consejo General del Notariado.

El equipo de trabajo se reunió por primera vez el martes y está integrado por representantes de las consellerias de Presidència, Hisenda, Habitatge, así como de la Abogacía de la Comunidad y de la Universitat de les Illes Balears (UIB).

Noticias relacionadas

El grupo trabaja ya en la elaboración de un informe inicial sobre la situación normativa europea actual, que impide la limitación de la compra de propiedades por parte de extranjeros de estados de la Unión Europea. A partir de ahora, el grupo analizará las experiencias existentes en el ámbito europeo y la comunidad internacional para extraer conclusiones aplicables a la situación de las Islas. La iniciativa de Més pedía que el informe se entregara en un año.

Impedimentos legales

Hay que tener en cuenta que en Dinamarca existe una restricción a los extranjeros para comprar una vivienda, pero España no pidió esta exclusión en su tratado de anexión a la Unión Europea y, por tanto, no puede introducirse unilateralmente desde Balears. Sin embargo, el Govern confía que se pueda modificar la normativa europea. La presidenta balear, Francina Armengol, explicó hace dos semanas en el Parlament que espera que la próxima presidencia de la Unión Europea por parte de España abra el camino para analizar la singularidad propia de Balears como archipiélago y que haga posible esta restricción.

La compra de viviendas por parte de extranjeros ha supuesto que hayan adquirido un total de 56.272 inmuebles en la última década, según los mismos datos del Consejo General del Notariado. En el año 2010, la compra de vivienda por parte de extranjeros fue de unos 3.000 inmuebles, pero 20 años después la cifra se ha duplicado, tanto que en el primer semestre de 2021 se realizaron un total de 2.812 transacciones. También el precio medio de las compras ha aumentado casi un 50 %. Si en 2010 se pagaban 2.524 euros por metro cuadrado, la transacción media cuesta ahora 3.607 euros de media, la cifra más alta de toda España.