2

Patronal y sindicatos se han unido en una sola voz para trasladar a la administración la situación «inquietante» que atraviesan autónomos y pymes –muy mayoritarios en el tejido productivo menorquín– ante el duro invierno que se avecina con la finalización de las coberturas por Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) y sin que la actividad se haya podido recuperar del mazazo de la pandemia. Tanto desde la Federación de la Pequeña y Mediana Empresa de Menorca (PIME), como desde CCOO y UGT consideran que es necesario articular con urgencia medidas efectivas de apoyo para salvar empresas y profesionales del cierre y evitar así el consecuente despido de trabajadores.

Así se lo trasladaron este lunes el presidente de PIME, Justo Saura y los secretarios generales de UGT y CCOO, Servando Pereira y Antonio Soria, a la presidenta del Consell, Susana Mora, de la que confían que pueda hacer valer la realidad económica diferenciada de Menorca ante el Govern, con el que tienen previsto reunirse en próximas fechas para reclamarle, por ejemplo, «ayudas a fondo perdido para compensar la pérdida de negocio y recuperar el Fondo de Garantía Salarial para situaciones previas a insolvencias empresariales»

Asimismo consideran necesario que se mantenga activa la flexibilización de los créditos de la administración con empresas en situación de crisis y la reducción y aplazamientos sin coste ni intereses de las deudas que tengan con las administraciones autonómica y local. Todas esas medidas, alertan, hay que tomarlas con antelación para evitar «una mayor pérdida de masa empresarial».