Las madres de los niños que se han quedado sin bus escolar han sido entrevistadas la mañana de este martes por IB3.

16

Las familias de los adolescentes que viven en el campo y se han quedado sin el bus escolar para ir al instituto de Ferreries piden ayuda para que se encuentre una solución y se deje de discriminar a quien vive en el campo de Menorca.

Las madres ya han pedido ayuda a los ayuntamientos de Ferreries, Es Mercadal y a la asociación Fagme tras la suspensión por segundo año consecutivo del bus escolar que cubre la ruta que enlaza los predios de la zona de Ets Alocs (Ferreries) y del Camí de Tramuntana (Es Mercadal) con el instituto.

En una entrevista emitida la mañana de este martes por IB3 las familias se quejan de la situación, adelantada por Menorca-Es Diari, y no entienden la supresión de esta línea. «Se ve que para hacer la ruta deben ser un mínimo de ocho usuarios, y en Tramuntana son 3 más uno de Bachillerato, y en Ets Alocs, 5 o 6», asegura una de las madres de Es Mercadal que recuerda que los niños «están en edad de escolarización obligatoria» y «tienen derecho al transporte escolar».

Noticias relacionadas

El problema básicamente se centra en Secundaria, ya que en Primaria sí que está garantizada la ruta, pero claro, el bus escolar para ir al colegio sale de los predios a los ocho, que es la hora que empieza el instituto. Y, por tanto, se dan casos de familias, que un hermano puede ir en bus escolar, pero el mayor ya no.

Lamentan que este tipo de restricciones discrimina el campo. «Tenemos que recorrer 20 kilómetros cada día para llevar a nuestros hijos al instituto», con lo que ello implica, de «recuperar el tiempo de trabajo perdido por las tardes», se lamentan. «El campo está de capa caída, cada vez somos menos y lo único que pedimos es ayuda», ya que al final se trata de un ciclo, en el que cuando menos facilidades (o más dificultades) hay, menos personas vivirán del campo, y, por tanto, más difícil será llegar al mínimo que exige la normativa para habilitar una ruta de bus escolar.

Educación lo justifica

El delegado de la Conselleria de Educación en Menorca, Joan Marquès ha justificado la ausencia de bus escolar en las rutas rurales para ir al instituto de Ferreries, ya que «no se alcanza el número mínimo de alumnos», lo que hizo que con la nueva licitación «decayeran estas paradas», que en el caso del Camí de Tramuntana además existe el problema añadido que por el tipo de vía, más estrecha, hace que el bus escolar de 55 plazas que va de Es Mercadal a Ferreries, no pueda transitar por esta vía. Marquès recuerda que el problema radica solo en Secundaria, ya que en Primaria las rutas rurales siguen operativas.