La Guardia Civil intenta forzar al hombre a salir del avión | Youtube: Menorca.info TV

17

Una dotación de la Guardia Civil tuvo que intervenir en un avión de la compañía Ryanir que cubría el trayecto entre el aeropuerto de Menorca y Málaga para reducir a un hombre que intentó abrir la puerta de emergencia cuando la nave estaba a punto de despegar.

El vuelo, RYR9108, debía despegar a las 15.25 horas este sábado del aeropuerto de Menorca, pero por la huelga de pilotos y la falta de controladores en el aeropuerto-solo había uno durante la jornada del sábado, ya que dos estaban de baja- se retrasó hasta las 20.20 horas. Los pasajeros estuvieron esperando en la terminal hasta que sobre las 20 horas pudieron entrar en la aeronave.

Una vez dentro, y antes de moverse el avión, un pasajero intentó forzar una de las puertas de emergencia, alegando al parecer, un ataque de pánico. El capitán abortó el despegue y requirió la presencia de la Guardia Civil.

Una pareja de la Benémerita entró en el interior de la aeronave para neutralizar al hombre, que hablaba francés, pero este se negaba a salir del avión. Durante más de cinco minutos tuvo que forzarle y arrastrarle por el pasillo central para salir. Anteriormente, ya se enfrentó a una azafata, pero dos compañeros lograron calmarle.

El incidente y el retraso acumulado durante toda la jornada provocó que el avión perdiera el slot del vuelo con destino Málaga, por lo que finalmente fue cancelado. Los 180 pasajeros tuvieron que ser recolocados en algunos hoteles, aunque otros pasaron la noche en la terminal. El vuelo finalmente ha salido este domingo por la mañana.